miércoles, 6 de enero de 2010

Un ladrón muy poco discreto

miércoles, 6 de enero de 2010


Qué pasa cuando un ladrón borrico tiene sed? Pues supongo que beberá agua. ¿Pero qué pasa si un ladrón borrico tiene mucha sed y una gran idea? Pues que roba una máquina de refrescos, la engancha a su camioneta y se la intenta llevar a su casa.

Es la triste historia de Nicholas Nunley, un estadounidense que decidió que sería muy divertido tener en casa su propia máquina de refrescos, pero sabiendo que podría resultar algo caro, decidió robarla... con cero de discreción.

Así que se puso manos a la obra, enganchó a su camioneta la máquina y se marchaba feliz y contento a su casa cuando un testigo se dio cuenta (¿por el ruido? ¿por el zigzag? ¿porque una camioneta remolcaba una máquina de refrescos? Quién sabe) y avisó a las autoridades.

En unos minutos la Policía detuvo a Nunley, a quien no le importaba que la máquina fuera soltando chispas por la carretera.



El Sheriff del condado de McMinn, Steve Frisbie, confesó que el ladrón les había dicho que "necesitaba algo de dinero" (¿para sacar un refresco?).

Conclusión: una máquina rota después de ser arrastrada durante cinco kilómetros, un hombre detenido que además se quedó sin cambio y un montón de cargos a los que enfrentarse.

¿Y si la máquina era un regalo de Reyes?

Fuente: 20minutos

0 comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails

Scrat & Scraty

Scrat & Scraty
La pareja mas linda, dulce, buena y tierna disfruta de este blog

¡Sr Gato riendo! ¡Mr Kat laughing!

 
◄Design by Pocket