viernes, 17 de julio de 2009

Para chicos aburridos, siempre hay un buen libro fantástico...

viernes, 17 de julio de 2009

Varias opciones para sentarse a leer





Las sagas fantásticas atrapan a niños y jóvenes en historias que abren otros mundos en más de un tomo.

¿Qué opciones hay en las librerías a la hora de buscar relatos que entusiasmen a los chicos?


Los libros son siempre una buena opción, y cuando la Gripe A lleva a que se cierren las escuelas y los chicos pasen interminables horas en sus casas, se transforman casi en tablas de salvación... que incluso pueden venir multiplicadas cuando se trata de sagas.

En diálogo con minutouno, Laura Leibiker, Jefa de publicaciones generales de la Editorial SM, explica que Harry Potter fue la obra que inició esa especie de fiebre lectora de sagas cuando demostró que los chicos eran capaces de leer 500 páginas y que les interesaba la continuación de una historia que habían leído.

"A los más chiquitos les gusta que les lean varias veces el mismo libro y a los más grandes les entusiasma volver a encontrar a un mismo personaje en el tomo siguiente de una saga", afirma Leibiker y agrega que, sin duda, el hecho de que algunos textos hayan sido llevados al cine suma interés para los chicos.

¿Qué sagas fantásticas juveniles podés encontrar en las librerías?

- Harry Potter, de J.K. Rowling: la archi conocida historia del joven mago viene en siete tomos y los de tapa blanda van de los 40 a los 60 pesos.


- Crepúsculo, Luna Nueva, Eclipse y Amanecer, de Stephenie Meyer: La saga del vampiro que se enamora de una humana fue llevada al cine con gran éxito. Los tres primeros tomos cuestan 54,90 y el último $74,90


- La saga de los Confines, de Liliana Bodoc: Los días del Venado, Los días de la Sombra y Los días del Fuego. La edición de bolsillo ofrece el primer tomo a $23, el segundo a $24 y el tercero a $25.



- Túneles ($59) y Profundidades ($65), de de Roderick Gordon y Brian Williams. Es una historia que promete un tercer tomo. Un joven al que le encanta excavar descubre una ciudad subterránea.


- Las Crónicas de Narnia: El mundo de fantasía creado por el autor anglo-irlandés C.S. Lewis viene en siete tomos y cuestan $46 pesos cada uno los de tapa blanda y $56 cada uno los de tapa dura.



- El Señor de los Anillos: La ya clásica novela de fantasía épica escrita por J. R. R. Tolkien se compone de tres tomos: La Comunidad del Anillo, Las dos Torres y El Retorno del Rey. Cada uno cuesta $44.


- Historia de los Cuatro Rumbos, de Márgara Averbach: Los cuatro de Alera, La Madre de todas las Aguas, El lugar donde nacen las palabras y el último que aún no fue editado. Alera es una aldea en un mundo con sus propias reglas. Allí se preparan los cuatro magos adolescentes, Emelda, Lunte, Zana y Damla, quienes tendrán que arriesgarse para resolver una gran crisis que afecta a Alera y a otras aldeas vecinas.

Cuesta $23,75 cada tomo.


- Memorias de Idhún, de Laura Gallego García: La Resistencia, Panteón y Tríada son tres tomos bellísimos. Ashran el Nigromante tomó el poder en Idhún. En nuestro mundo, un guerrero y un
mago exiliados formaron la Resistencia, a la que pertenecen también Jack y Victoria, dos
adolescentes nacidos en la Tierra. Juntos deberán pelear por recuperar su planeta.

El primer tomo cuesta 98 pesos.


- El Legado: Eragon, Eldest y Brisinger. Una historia de dragones, cada tomo cuesta $59.



- Corazón de tinta y Sangre de tinta, de Cornelia Funke: Un hombre tiene la capacidad de traer a este mundo alospersonajes de las historias que lee en voz alta. El primer tomo ya fue llevado al cine y cuesta $49. El segundo, 62.

¿Por qué tienen tanto éxito las sagas fantásticas juveniles?


La traductora y escritora Márgara Averbach, autora de la Saga de los Cuatro Rumbos, encuentra una relación entre el momento histórico y el éxito de las sagas fantásticas: "Creo que hay géneros que se dan con mayor éxito en ciertos momentos históricos. Por ejemplo, en tiempos del positivismo, cuando todo el mundo tenía una fe profunda en la razón, es lógico que naciera el policial. Entonces, la gente que ama lo racional y el poderío de la razón, ama los policiales. Creo que ahora hay un deseo de pensar en salidas a la crisis, en formas de seguir adelante y la fantasía es un campo maravilloso para hacer eso: buscar otro mundo con otras reglas y plantear los problemas de éste para ver qué pasa...

La escritora Adela Basch explica que la incorporación del mal como elemento constitutivo de la trama de la saga fantástica funciona como modo de pensar conflictos que no son usualmente abordados en la literatura infantil. "El fantasy esboza la presencia de algo distinto del simple y repetido mundo de la ficción de la literatura infantil, donde todo es bello y armonioso -dice Basch-. Me animo a suponer que se trata justamente de esta irrupción de lo distinto –del mal que causa temor, furia y enfrentamiento porque posee el rostro de la amenaza al mundo feliz– el factor que actúa como imán para los chicos y los adolescentes. En el mundo de las sagas fantásticas –un mundo diferente al nuestro que se rige incluso por otras reglas– se pone de manifiesto el conflicto. Se desatan batallas en las cuales el objeto de disputa es el mundo mismo. Y son batallas que eluden lo conocido y utilizan las formas del hecho fantástico, elemento literario que causa un efecto generalmente positivo en todo tipo de lector. El fantástico permite elaborar otros mundos y también otros viajes dentro de ellos", explica la escritora.






No todo es la tele y la compu...




Memorias de Idhún



Crónicas de Narnia: El Príncipe Caspian




Túneles






Profundidades




La Madre de todas las aguas



El lugar donde nacen las palabras




Los días del Venado





El Señor de los Anillos




Eragon




Crepúsculo




Corazónd e tinta





Harry Potter y las reliquias de la muerte


Fuente: http://www.minutouno.com/

0 comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails

Scrat & Scraty

Scrat & Scraty
La pareja mas linda, dulce, buena y tierna disfruta de este blog

¡Sr Gato riendo! ¡Mr Kat laughing!

 
◄Design by Pocket